El 8% de los hogares andaluces percibe el Ingreso Mínimo Vital (IMV), el doble que la media nacional

El 8% de los hogares andaluces percibe el Ingreso Mínimo Vital (IMV), el doble que la media nacional

El Ministerio de Seguridad Social ha facilitado por primera vez los datos oficiales y detallados del Ingreso Mínimo Vital (IMV), la prestación no contributiva destinada a hogares o beneficiarios con bajo nivel de renta o menores a su cargo. El subsidio público se reparte de forma desigual por territorio español y hasta la fecha, su presencia se centra en el sur. La prestación llega a 176.550 hogares andaluces, el 8% de todos los hogares de la autonomía. Este balance duplica a la media nacional, donde la ayuda llega al 4,3% de familias.

Es la primera vez que se conocen datos de beneficiarios del IMV desde que se pusiera en marcha la prestación, en 2020. En total, el número de personas perceptoras de las prestación ascendió a casi 1,7 millones de personas y 557.00 hogares en total.

Ahora sale a la luz que las regiones más empobrecidas y que precisan de un mayor soporte estatal a través de esta ayuda son las de la mitad sur del país. Junto a Andalucía, en Murcia son el 5,8% de los hogares que perciben el IMV; misma tasa que en Extremadura. Las familias que perciben el subsidio en ciudades autonómicas de Ceuta y Melilla rondan el 12%, casi triplicando la tasa nacional.

El esfuerzo que realiza la Seguridad Social, que reparte ya más de 3.500 millones anuales a las familias a través del IMV, se centra especialmente en Andalucía. Por su dimensión geográfica y demográfica, pero también por su condición socioeconómica. Esta región protagoniza prácticamente un tercio de los hogares que perciben cualquiera de las dos ayudas, y el número de personas a las que beneficia la ayuda es de 545.000.

Dentro de la propia región, es Jaén la provincia que destaca negativamente, el 8,05% de los hogares jienenses recibe el IMV. Tiene una tasa de paro del 19% que ha conseguido mejorar y ya no lidera la negra lista del desempleo andaluz.

Por tipos de ayuda, hay 376.330 prestaciones con el Complemento de ayuda para la infancia (API). Asimismo, en 371.078 de los casos el titular de la prestación ha sido una mujer y en 186.327 casos han sido hombres.

Ampliar cobertura

Aunque ese puede no ser el principal motivo para percibir en mayor medida la ayuda. Seguridad Social puso el foco en el porcentaje de personas u hogares que no han percibido la prestación, pese a reunir las condiciones para ello: es lo que se conoce como la tasa de no cobertura (‘non take-up’). El decalaje de los datos fiscales que elabora la Agencia Tributaria dificulta la estimación de los potenciales beneficiarios. La Seguridad Social, en este sentido, admite que el IMV tiene el potencial suficiente para cubrir a más beneficiarios y se lo marca como uno de los grandes retos.

Hasta ahora, la tasa de no cobertura más reciente y que da por buena el Ministerio de Seguridad Social es la del informe que elaboró la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF). En junio de 2023 estimaron que seis de cada diez hogares quedaban fuera de la prestación. “No está llegando a todas las personas que pueden ser elegibles o pueden recibir la prestación”, admiten fuentes del Ministerio, que también indican que la mejora del empleo podría haber modificado este balance.

“Casi 470.000 hogares con derecho a percibir el IMV, el 58% del total, no lo solicitaron en 2022, y el 69% de las solicitudes se denegaron. Sí lo pidieron 284.000 hogares, el 35% de los 800.000 hogares que podrían recibirlo”, dijo la AIReF en junio de 2023.

Reformarán la ayuda

El secretario de Estado de Seguridad Social y Pensiones, Borja Suárez, y la secretaria general de Inclusión, Mónica Martínez-Bravo, abordaron esta semana una reunión con la patronal y los sindicatos para analizar posibles mejoras en la prestación.

Fuentes del Ministerio indicaron que una de las fórmulas en que trabajan consiste en “estrechar la colaboración entre el Sepe y el Instituto Nacional de la Seguridad Social” para facilitar el acceso al IMV de personas receptoras de subsidios ordinarios que podrían ser candidatas a esta prestación. Hay personas que concluyen sus subsidios de desempleo y que reúnen las condiciones para solicitar el IMV, pero no realizan este tránsito.

La reforma del subsidio de desempleo que no salió adelante porque el Congreso rechazó convalidar el decreto-ley contenía una disposición en este sentido, y ahora, el Ministerio y los agentes sociales trabajan para agilizar esa transición que se abordará próximamente en una mesa de diálogo social propia.

WhatsApp

TwitterTwitterLinkedin

BeloudBeloud

Te podría interesar